La boda de Laura y Alex en Zaragoza

By Como La Boda Misma - 22:22

Laura y Alex se conocían desde la infancia, de hecho iban juntos al colegio. Al acabar esta etapa cada uno siguió su camino, Laura se fue a estudiar a Barcelona y Alex a Madrid, pero hace 5 años volvieron a encontrarse en su ciudad, Zaragoza, coincidiendo en varias ocasiones y redescubriéndose el uno al otro.  Al principio la relación fue a distancia hasta que dos años después Alex encontró trabajo en Barcelona y empezaron a vivir juntos.  En agosto de 2016 fueron de vacaciones a Fuerteventura los dos solos, y Alex llevó a Laura de excursión en un velero y cuando atracaron al lado de la Isla de Lobos le pidió la mano.  

Se casaron el 1 de julio de 2017 en Zaragoza. La ceremonia se celebró en la Basílica de Santa Engracia y posteriormete la cena en la finca Casa de las Hiedras. Como ahora veréis en las fotos el sitio no puede ser más espectacular, un salón a modo de invernadero con una decoración de estilo colonial preciosa. 

Laura eligió un vestido increíble de la diseñadora Marta Martí. Un vestido hecho totalmente al gusto de Laura y con un gran valor sentimental para ella, pues llevaba metros de frivolité tejida por su bisabuela. Lo acompañó con unos zapatos de Aquazzua y con un precioso tocado de Moncollier para sujetar el velo al que añadieron también un broche que perteneció a sus bisabuelos. Al llegar a la finca se quitó el velo y utilizó un segundo tocado confeccionado en Helena Moor, su peluquera de toda la vida, que por supuesto se encargó de su peinado. 

Alex iba vestido de Silbon. Llevó un reloj de su padre y un detalle muy especial: una medalla con una foto antigua de Alex con su madre, cogida con un imperdible dentro del chaqué obra de Bag Design. La madre de Alex falleció hace 3 años y fue una manera de tenerla aún más cerca si cabe durante ese día. 

Laura entró a la iglesia acompañada de su padre y  sus monísimos pajes. La niña vistió de No Sin Valentina con coronita de Helena Moor y los niños de El Taller de la Abuela. El ramo de Laura fue obra de la floristería Boongaloo así como también la decoración floral de la boda. El resultado fue una pasada, sin duda me tiene enamorada esta decoración. Rebeca Tabernas ayudó también a la decoración de la finca, encargándose de los rincones especiales y de los regalos de las invitadas. 

El diseño gráfico de toda la boda (invitaciones, meseros, menús, siting plan) estuvo a cargo de Victoria Collar Ocampo, amiga de siempre de la novia. Es arquitecta y ahora se está abriendo camino como diseñadora gráfica e ilústradora, la verdad es que promete mucho. En sus diseños se basó toda la decoración floral, creando una armonía entre todos los elementos de la boda. 

Los novios recibieron varias sorpresas de parte de sus invitados, les prepararon un baile en  y proyectaron varios videos. Pero los novios también tenían sorpresas para sus invitados, una de las más especiales fue la entrega de unas bonitas ilustraciones de Kailua by Maria M.  para las futuras parejas que iban a pasar por el altar.

Tanto para las fotos como para el video contaron con el gran equipo de Liven Photography, los novios han quedado contentísimos con el resultado. Las fotos de la decoración floral son obra de Jose Williams. 

Enhorabuena a Laura y Alex por esta boda tan especial y agradecerles enormemente haberla compartido conmigo! 






















































B. 

  • Share:

You Might Also Like

0 comentarios